Páginas

Los que no van a clase sacan mejores notas que los que van

05-03-2009

Las conclusiones de Dani McKinney, Jennifer L. Dycka y Elise S. Lubera, del Departamento de Psicología de la State University of New York, publicado recientemente en Computers & Education, muestra que, teniendo acceso a los podcasts y diapositivas en PowerPoint de las clases y tomando notas al escucharlos, los estudiantes del estudio obtuvieron mejores resultados en el examen que los que habían estado de forma presencial en clase. El estudio, que se publicó a mediados de diciembre del año pasado, ha tenido repercusión en los últimos días en medios como NewScientist y The New York Times. Los resultados, si bien tienen que ser replicados y contrastados con muestras mayores, deja claro el gran potencial de las Nuevas Tecnologías en la mejora de la enseñanza.

Muchos profesores son reacios a poner sus apuntes en un sitio web porque temen que sus estudiantes no asistirán a sus clases. La pregunta es ¿es realmente necesario, o incluso conveniente para obtener el mejor resultado académico, ir a clase? Un podcast se puede escuchar cuantas veces sea necesario, en el lugar y momento que se consideren más idóneos, y se puede detener para tomar notas cuando el usuario lo considere oportuno. Estas pueden ser características que ayudaron a que los estudiantes del grupo que no fue a clase, pero que contaba con la clase en podcast, tomaran más apuntes y obtuvieran mejores resultados. Los estudiantes del grupo de podcasts que no tomaron apenas apuntes no obtuvieron notas sustancialmente mejores que los estudiantes que fueron a clase, por lo que no es el audio o el vídeo en sí lo que marcó las diferencias, sino la capacidad de hacer que el estudiante tomara más apuntes, pues, según el estudio, los que más notas tomaban junto a las diapositivas en papel que se les entregaron, fueron los que mejores resultados obtuvieron.

Es un primer estudio y no es absoluto determinante, pero sí abre una puerta a la reflexión y a plantearnos que hay una posibilidad de que las Nuevas Tecnologías cambien la forma tradicional de impartir enseñanza a través de las clases presenciales, que hasta ahora se considera aún sagrada e intocable en tantas universidades. El tiempo (y más estudios) pondrá cada cosa en su sitio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario